RUBÉN MARTÍNEZ - DIRECTOR DE DESARROLLO ORGANIZATIVO DE ASTI TECHGROUP

"La robótica móvil se ha convertido en un aliado clave para la flexibilidad y la competitividad industrial"

Rubén Martínez, Director de Desarrollo Organizativo de ASTI TechGroup
Rubén Martínez, Director de Desarrollo Organizativo de ASTI TechGroup

"En ASTI, hace años ya que pensamos que el talento STEM existente no es suficiente para todo el desarrollo de la Cuarta Revolución Industrial".

Miguel Santirso | 23/02/2021 - 15:30h.

Rubén Martínez (Burgos, 1977), es el Director de Desarrollo Organizativo de ASTI TechGroup, un holding de empresas centradas en la tecnología y la transformación digital. ASTI Mobile Robotics es la división más visible de este holding siendo la ingeniería con la gama de AGVs (Automated Guided Vehicles) más extensa del mercado, experta en procesos de automatización y conectividad industrial.

  • ¿A qué nuevos retos se enfrenta una compañía como ASTI? ¿Qué papel jugará la innovación en estos retos?

ASTI Mobile Robotics tiene como objetivo desde sus inicios ayudar a sus clientes a ser más competitivos y flexibles, a través de nuestros sistemas de robótica móvil para logística. Y en ese sentido, seguimos trabajando. A pesar de la situación actual en todo el mundo, nosotros hemos continuado dando pasos para conseguir que la compañía siga creciendo y consolidando su posición no sólo en el mercado europeo, sino también en el norteamericano. Vivimos una época de grandes cambios tecnológicos y, por ende, seguir desarrollando la tecnología que mantenga a ASTI en una posición de liderazgo es una prioridad.

La crisis sanitaria de COVID19 ha traído como efecto colateral una aceleración de tendencias previamente identificadas. Esto supone un contexto de crecimiento para la robótica móvil quien se convierte en un aliado clave para la flexibilidad y la competitividad industrial, automatizado procesos repetibles y predecibles, dotando de mayor seguridad y valor añadido a los puestos de trabajo, habilitando también modelos de negocio de otra manera imposibles en tiempos de confinamiento.

Durante los tiempos de crisis, se conforman los gigantes del mañana y aquellas empresas que sepan invertir en tecnología en estos tiempos, saldrán reforzadas y tendrán mejores armas para convertir las oportunidades que nos traiga el mañana. Por eso, nosotros estamos en ese camino.

  • Poco a poco van saliendo a la luz ideas y proyectos para la captación de Fondos Europeos, ¿cómo y en qué se está trabajando desde la compañía en este sentido?

Los Fondos Europeos serán una gran ayuda para estimular la inversión privada desde el sector público a través de diferentes mecanismos de colaboración. ASTI viene participando desde hace años en los programas europeos de I+D, como el Horizon 2020, pero ahora tenemos oportunidad de colaborar, a través de los fondos Next Generation EU, en el lanzamiento de grandes proyectos tractores que agilicen la transformación digital de la industria.

Hemos contribuido a la preparación de varias Manifestaciones de Interés presentadas al Ministerio de Industria y estamos expectantes para abordar los próximos pasos. También nos gustaría aprovechar estos fondos para ampliar nuestra fábrica y generar empleo para mujeres y hombres de alta cualificación, en un pueblo de la "España Vaciada". En general, creemos que estamos ante una gran oportunidad para la evolución de la producción industrial aprovechando tecnologías como la robótica móvil.

  • ¿Echa en falta más ayudas públicas para llevar a cabo los necesarios procesos de transformación de las industrias?

Es momento de afrontar la transformación de la industria y aprovechar las oportunidades que esta nueva era nos ofrece. En la industria 4.0, los productos conectados facilitan nuevos modelos de negocio. Los fabricantes, conocen así qué, cuándo y cómo el consumidor hace uso de sus productos, favoreciendo un uso más adaptado al usuario. Todo ello es posible gracias a la evolución industrial cada vez más competitivas, pero también más flexible y ágil. La robótica móvil es clave en ese proceso de cambio hacia una industria más fluida.

En este sentido, la pandemia ha traído como efecto colateral una aceleración de tendencias previamente identificadas como la digitalización en su sentido más amplio (teletrabajo, tele diagnóstico, teleasistencia,...) así como el comercio electrónico. También ha dejado en evidencia la necesidad de diversificación del PIB europeo y en particular del español, con un crecimiento en la aportación industrial. Lo que significa un crecimiento en competitividad de la base industrial instalada y un fuerte foco en atraer nuevos proyectos industriales que buscan el talento y la tecnología como ejes de competitividad.

Sin duda, uno de los pilares tiene que ser la inversión en I+D y para ello, en general, necesitamos un incremento de la inversión en este campo en todo el país. España ha recuperado el nivel precrisis de inversión pública en I+D pero aún no se ha recuperado la inversión en I+D respecto al PIB del país. De igual modo, el esfuerzo de España en I+D no solo está lejos del promedio comunitario, sino que la brecha aumenta cada año.

  • ¿Se han convertido los robots y la tecnología en los mejores aliados de los humanos durante esta pandemia? ¿Qué conclusiones sacan?

Como decía, la crisis actual se ha convertido en un catalizador, donde la robótica juega un papel fundamental para desarrollar un modelo de mucha mayor fluidez y flexibilidad, customización, incorporación de componente industrial, etc. Una robotización inteligente que no busca solo automatizar lo que se repite, sino lo que se predice. Todos sabíamos que la adopción tecnológica y la digitalización era un proceso inevitable que se empezaba a situar en el centro estratégico de las compañías más comprometidas y avanzadas. Con la llegada de la pandemia mundial, ese proceso se aceleró y tiene que ser una oportunidad para compañías tecnológicas como la nuestra.

  • Entendemos que la internacionalización está en el ADN de la compañía, ¿qué papel juega la multiculturalidad de la plantilla para lograr esta presencia internacional?

Actualmente, el teamASTI está formado por 300 personas de 12 nacionalidades distintas. Esto nos ofrece una perspectiva multicultural que necesitamos cada vez más para estar y entender a nuestros clientes en los 20 países en los que estamos presentes. Pero, sobre todo, para comprender y hablar el mismo lenguaje, no solo en cuanto al idioma se refiere, con todos sus empleados. ASTI tiene unos planes de crecimiento internacional no solo de crecimiento orgánico, sino también inorgánico y a través de partners, que nos hacen conocer también mejor las culturas de los diferentes países.

  • Un pilar importante para llevar a cabo esta Cuarta Revolución Industrial es ser capaces de desarrollar competencias STEM en niños y niñas, ¿qué acciones se están llevando a cabo desde ASTI?

En ASTI, hace años ya que pensamos que el talento STEM existente no es suficiente para todo el desarrollo de la Cuarta Revolución Industrial. De ahí, que pensamos una serie de programas que tratan de fomentar la pasión y las vocaciones en estas áreas. De ahí salió nuestra Fundación, que tiene precisamente como objetivo el desarrollo de esas vocaciones, pero en edades tempranas. A través de distintos programas y en colaboración con un sistema público-privado que hemos creado, buscamos dos propósitos: desarrollar el talento STEM, especialmente, entre las niñas y jóvenes, y promover la tecnología y la innovación a través, por ejemplo de nuestro ASTI Robotics Challenge.

Rubén Martínez estará mañana en la Semana Europea de la Industria en Asturias 2021 organizada por MetaIndustry4 e Innovasturias y que está teniendo lugar entre el 22 y 26 de febrero.

Deja tu comentario
publicidad
publicidad